lunes, 24 de octubre de 2011

Sin sentido por Ana Gómez




Un hombre grita a toda voz palabras sin sentido,
una madre ve a su hijo caer y ser vencido,
un niño es marcado desde su infancia por un enorme vacío
y crece viviendo una vida sin sentido.
Un corazón roto y destruido
por las palabras de un loco que altera la verdad
y por cobarde ha decidido vagar
en un pasado que carece de cordura
pero no lo reconoce
porque es más fácil rendirse que ponerse la armadura.
A menudo me pregunto:
"¿que pasa por la mente de aquellos
que quedan atrapados en sus peores experiencias?",
y que al trascurrir del tiempo
se encierran en un mundo
de horror y de demencia...

"¡Dedicado para todas aquellas personas que sufren de esquisofrenia y paranoia...Ellos tambien son seres humanos, que merecen nuestro aprecio, cuidado y respeto...!"