viernes, 14 de octubre de 2011

Esperando



Allí donde la luna armoniza sola, y la noche esta a gusto con el paladar. Merman mis lagrimas en las aguas de desesperación, embriagando mi alma de nostalgia; recordándote, lamentándome. Y la acústica respiración de la noche, hace ruido en mis almohadas. Sintiéndome sola cuando estas lejos de mi, pero manteniendote cerca, cuando te sueño. Aun en la humedad mohosa, cruel y despiadada que es mi vida, te sigo manteniendo profundamente resguardado en mi conciencia. Porque aunque te hayas ido, yo sigo aquí, esperando nuestro próximo encuentro.