martes, 22 de noviembre de 2011

Roca de inscripción por Ana Gómez




Cuando somos adolescentes y estamos enamorados acostumbramos anotar nuestros nombres en árboles de plazas y parques.
En Caracas-Venezuela existe un parque llamado Generalisimo Francisco de Miranda, localmente conocido como " parque del este" (apodado asi porque se encuentra ubicado al este de la ciudad), hay unas rocas donde las parejas o amigos de toda la vida anotan sus nombres como recordatorio de su paso por allí.
Cuando pienso en esas rocas recuerdo a los peregrinos que han pasado por mi vida durante su recorrido: mi madre, mi padre, mi mejor amiga, el Sr y Sra Gonzalez, mi primer amor y hasta el cachorro de mi cumpleaños número 7 llamado ironicamente "Danger"  aunque solo era un Golgen Retriever.
 Seguramente ellos no hayan escrito sus nombres en rocas, pero si estan grabados en mi memoria...